La tranquilidad

La Tranquilidad No Se Negocia.
Con el tiempo aprenderás a frenar la lengua…a no reaccionar cada vez
que escuchas o ves algo que no te agrada.
Entonces…aprendes a retirarte…a evitar esos lugares o personas que te hacen sentir incómodo.Y comienzas a proteger tu paz…tú círculo se vuelve cada vez más pequeño….y a su vez… más saludable. A esto yo le llamo inteligencia emocional. Hay que aprender a elegir las batallas…no todo el mundo merece tu atención…menos tu compañía. La tranquilidad no se negocia….»

  • Oscar Gonzalez *